socio

I don't want to belong to any club that will accept people like me as a member. Groucho Marx en Groucho and Me (1959).

jueves, 10 de mayo de 2012

burning down the car


Imagen tomada de mr-ad.

Parece que Agustín Valle recibió por correo electrónico el “Manifiesto de la quema de autos”: esto de que en Buenos Aires, desde fines del verano, una banda no identificada incendia autos, en principio de alta gama, que están en la calle a la madrugada (cosa que habría comenzado en Berlín a mediados de 2011).
Comienza así: “La acumulación de autos es un síntoma de nuestra pobreza.
“La fiebre automotriz desprecia la vida, en los veinte cuerpos que hace cadáver cada día -y los que tullida- pero también la vida posible para todos, la indeterminación del arco de las ansias, el repertorio común del querer.
“Convertimos en humo lo que hay que desear. Algunas alegrías simplemente están mal. Un bicho humano ocupa un auto y, si no resiste a la poderosa inercia subjetiva contenida en la maquina, sus semejantes pasan a ser estorbos materiales para la realización de su máximo beneficio (estar yo-ya-allá)”. En Sólo las cosas el texto completo.
Más claro, echale nafta.